Fundación PROhumana, Promoviendo la Responsabilidad Social en Chile
BUSCAR EN PROhumana
Nuestra Organización Asesorias Iniciativas PROhumana Publicaciones Prohumana Alianzas PROhumana al día
Responsabilidad Social Empresarial
Boletines PROhumana
Último número revista PROhumana
Nuevo libro sobre RSE
 
Estudio: Existe desconexión entre “pensamiento y acción” en Sustentabilidad
 
Nuevo sitio web reúne 400 estudios sobre Felicidad y Salud
 
Lanzan proyecto pionero para fortalecer la gestión de la información sobre Cambio Climático en Chile
 
Presentan Manual sobre Anticorrupción, Ética y Cumplimiento
 
 
 


El compromiso de la juventud con su país
Documentos asociados: Caso y Herramienta

“Los jóvenes son el futuro del mundo”. No por nada esta afirmación ha perdurado en el tiempo y ha logrado que miles de personas de corta edad entiendan que el futuro del mundo estará comandado por ellos mismos.

En este contexto, la educación que se le pueda entregar a las incipientes generaciones es fundamental, ya que deben entender la injerencia que poseen en el futuro de los que están por venir.

Formar ciudadanos responsables socialmente, sensibles e integradores, son las claves que permitirán que, en el futuro, el mundo sea un lugar mejor que el que es hoy en día.

Al crecer, las personas van tomando conciencia sobre la responsabilidad que van adquiriendo con los años, y al llegar la juventud, este despertar resulta atractivo y estimulador.

Es esencial que los jóvenes entiendan que su actuar no sólo puede marcar pautas de lo que será el mundo en el futuro, sino que además deben comprender que la fuerza que poseen es enorme e importante también para el presente.

Es así como en todo el mundo, movimientos juveniles poseen la potencia necesaria para hacerse escuchar, para ayudar a quienes más lo necesitan, para exigir lo que les corresponde, entre otros puntos. Por lo mismo, es fundamental que ellos entiendan que su accionar puede provocar cambios importantes dentro de las sociedades actuales.

En Chile, por ejemplo, existen grupos juveniles que han decidido formar parte de la política como una forma de mejorar, desde dentro, aspectos administrativos nacionales. Por otra parte, existen aquellos que poseen una vocación de servicio social, que han decidido a ayudar a personas necesitadas, abandonadas, tercera edad, etcétera.

Lo relevante de todo esto es que los jóvenes son una fuerza social importante y fundamental para contribuir con el desarrollo de las naciones, por ende, ellos deben ser responsables socialmente y ocupar ese sentimiento que los caracteriza, de una buena forma.

Toda la ciudadanía debe ser responsable socialmente y velar por el bienestar del otro, sin embargo, la fuerza y empuje que ha conseguido la juventud en las últimas décadas ha sido importantísima, por lo cual su actuar dentro de la sociedad es fundamental para superar miles de trabajas que hoy generan las desigualdades dentro de las comunidades.

Entregar una educación de calidad que permita que los jóvenes sean capaces de participar y poseer una actitud proactiva frente a los problemas nacionales, es un elemento clave que la sociedad debe llevar a la práctica y debe potenciar.

En conclusión, los adultos deben creer en la juventud, y entregarles las herramientas necesarias para que puedan aportar con su fuerza y actuar al bienestar de miles de personas que sueñan con vivir en un país mejor.



 
 
  Inicio    Recomiende este sitio    Declaración de Principios    Contacto